Algunos lugares en San Mateo

 

Lugares de interés turí­stico

   El turismo está poco desarrollado en el municipio, pese a tener un patrimonio etnográfico y varios lugares de interés.

   Sin embargo, con el auge del turismo rural, una pequeña oferta de casas y hoteles rurales va creciendo en número y en calidad. Además, el municipio se encuentra enclavado en entorno que merece muchos paseos y para ello dispone de una amplia red de itinerarios peatonales, antiguos caminos Reales, de gran interés turí­stico, histórico y etnográfico.

 

Casco antiguo

casco_antiguo

    Presenta una muestra de estilos muy diversos que van desde el neoclásico, eclecticismo, posguerra y neocanario.

casco_antiguo2

   De la trasera de las casas consitoriales parte la calle Caldereta, ví­a peatonal que recuerda cómo eran las calles de antaño, y en la que podemos encontrar una pequeña muestra de casas de estilo arquitectónico canario, tejadas y cubiertas con musgos.

   Entre los conjuntos arquitectónicos más emblemáticos del casco se pueden destacar la iglesia parroquial, la ermita de Lourdes, la alameda de Santa Ana y el molino de fuego (donde se molí­a gofio).

 

Iglesia Parroquial

imagen de la Iglesia Parroquial de San Mateo

    Consagrada a San Mateo Apóstol, es un edificio levantado a lo largo del siglo XIX.

   Su estructura muestra una disposición poco frecuente en este tipo de edificaciones, conformada originariamente por una nave rectangular que data de 1800 a la que se le anexó en su lado norte otra, que se concluyó en 1895, de la misma altura pero más estrecha, lo que causa una disimetrí­a espacial en su interior.

   La fachada principal, enmarcada por pilastras de canterí­a en sus extremos y rematada con una cornisa, está coronada con una espadaña grande en cuya base se encuentra el reloj y en la parte superior el cuerpo para tres campanas, todo ello proyectado por José Luján Pérez.

 

Alameda y casas consistoriales

alameda_casas_consistoriales

    Situada junto a la iglesia, fue construida en 1943. Para ello el Ayuntamiento adquirió solares en el lugar que ocupaba una antigua panaderí­a, cuyo horno estaba situado en el lugar que hoy ocupa el quiosco de la música.

ayuntamiento

   Actualmente conforma, junto a las casas consistoriales y la iglesia, un conjunto de estilo neocanario muy depurado.

 

La Cantonera

cantonera1

    Es un conjunto separado de edificaciones levantadas en la segunda mitad del siglo XVIII compuesto por viviendas entre fachadas medianeras y edificaciones aisladas de antiguas fincas, que con el paso del tiempo, han quedado en pleno centro del casco del pueblo entre otras construcciones más recientes.

cantonera2

    Las casas tienen dos alturas y están rematadas con techumbres a dos aguas con cubiertas de tejas. De las fachadas sobresalen varios balcones o corredores en las plantas superiores, sostenidos con pies derechos, todo ello en madera.

 

Montaña Cabreja

montana_cabreja1

   Saliendo de San Mateo hacia la cumbre nos encontramos una desviación hasta Montaña Cabreja (1.000 msnm) lugar desde el que se contempla una bella panorámica del centro-norte de la isla de Gran Canaria,

montana_cabreja3

  Desde la cumbre hasta Las Palmas de Gran Canaria, y donde se ha instalado un restaurante mirador que nunca ha llegado a funcionar.

montana_cabreja_picadero

   Aquí­ existe desde 1995 un observatorio astronómico amateur, validado por la Unión Astronómica Internacional (IAU) con el código MPC J45, que lo habilita para trabajos oficiales de investigación astronómica, además de las actividades de divulgación que realiza.

 

Bancales de Las Lagunetas

Imagen de Las Lagunetas

    Los bancales representan una estrategia singular de aprovechamiento de terrenos para cultivos en las escarpadas laderas de los valles y espacios montañosos con escaso suelo llano.

   Aunque en Gran Canaria hay otras zonas que presentan un alto número de bancales, es en la parte alta de la Vega, en la zona de Las Lagunetas donde mayor densidad de ellos existen. Conforman un singular plegamiento a las curvas de nivel, en un terreno muy cubierto por vegetación y comprendido entre los 850 y los 1.450 metros de altura.

img_lagunetas

   Los bancales más antiguos datan del siglo XVI y se emplazaron cerca de los manantiales de agua que abundaban en la zona, para luego seguir extendiéndose por las laderas conforme se generalizó el uso de canalizaciones.

   Más recientemente, al secarse alguna de estas fuentes, comenzó la explotación del acuí­fero mediante la apertura de pozos. Los estanques para almacenar el agua de riego son excavados en la roca en media ladera y el resto aprovechado por la agricultura, dando lugar a un paisaje agrario muy singular, integrado en el entorno, y constituye una muestra del ingenio y de la ingente labor constructiva de los maestros pedreros.

 

Barranco de la Mina

barranco_la_mina7

    Este es uno de los pocos barrancos de Gran Canaria por los que fluye agua de manera permanente.

   Nace en San Mateo y discurre por el noreste de la isla para venir a desembocar, aguas abajo, como Barranco de Guiniguada.

   Recibe su nombre debido a una galerí­a oradada en la roca (mina) que trasvasa aguas desde la cuenca de Tejeda a la de Guiniguada. Esta humedad permanente, permite conservar vestigios de la vegetación de laurisilva y de la antigua infraestructura de aprovechamiento hidráulico, existentes en la zona.

barranco_la_mina4
 

Cruz de Tejeda

cruz_de_tejeda

    La Cruz de Tejeda, por su ubicación en el centro geográfico de la isla, antaño fue una encrucijada de caminos.

   Todaví­a a finales de los años treinta no era una entidad consolidada, aunque en sus inmediaciones existí­an algunas parcelas de cultivo abandonadas y una cruz.

   También era zona encuentro de rebaños de ovejas y cabras que pastoreaban en la zona en los meses estivales. Pero después de 1938, cuando se contruye el albergue de montaña diseñado por el artista grancanario Néstor Martí­n Fernández de la Torre, este enclave pasa a convertirse en un punto de referencia turí­stica para toda la isla.

cruz-de-tejeda

    Junto a la cruz, se levanta el Parador de Cruz de Tejeda, cuyo lado norte ocupa parte del suelo del municipio de San Mateo, mientras que la parte sur hace lo propio con el de Tejeda. El edificio, antiguo albergue de montaña, fue levantado en 1937 por el Cabildo Insular, siguiendo el diseño de Néstor, transformándolo más tarde, en 1968, en Parador Nacional.

cruz_tejeda2
 

Pico de Las Nieves

pico_nieves5

    Desde el pico de las Nieves (1.950 msnm), perfectemente reconocible por el edificio que presenta una gran bola mimetizada, perteneciente a una estación militar de vigilancia aérea, se obtienen unas espléndidas vistas de toda la zona cumbrera.

pico_nieves4

   También conocido como Pozo de las Nieves, debe este lugar su nombre al canónigo de la Catedral José de Leive que ideó la construcción de varios pozos en el siglo XVII para conservar la nieve que caí­a esporádicamente algunos años, aun así­ con más frecuencia que en la actualidad, para su posterior traslado a Las Palmas.

img_roque-teide2

   Descubiertos en 1998 y terminados de restaurar en 2003, hoy se conservan el pozo de Los Canónigos, que data de 1699 y el cercano pozo Grande, primer pozo de nieve que se excavó en Canarias (en 1694).

pico_nieves_pozo

    En este lugar, tras las instalaciones militares, podremos encontrar una atalaya, levantada sobre el cañadón del Jierro, con una visión de la caldera de Tirajana y las playas del sur. Volviéndonos, podremos ver el Roque Nublo y el pico del Teide, en la vecina isla de Tenerife.